MEDIO AMBIENTE

Descargar (PDF, 50KB)

Manual de Buenas Prácticas Ambientales dirigido a Usuarios de los Barcos atracados en MARINA HÉRCULES, S.A.

RESIDUOS SÓLIDOS URBANOS:
Los Residuos Urbanos generados durante la estancia en el Puerto, se deben depositar en sus respectivos contenedores, permitiendo realizar una recogida selectiva de los residuos, con el fin de que sean recogidos por gestores que se encargan de su posterior reciclado.

LOS RESIDUOS PELIGROSOS:

Cualquier producto o envase que se convierta en residuo y lleve alguno de estos logotipos se considera un residuo peligroso y debe gestionarse de manera adecuada, depositándolo en el punto limpio habilitado para el almacenamiento temporal y posterior gestión de RP’s.
PRINCIPALES RESIDUOS PELIGROSOS QUE SE GENERAN EN EL PUERTO:

- Envases contaminados (botellas de disolventes, bidones que hayan contenido aceites o combustible, latas de pintura y otros productos con características peligrosas),
– Absorbentes, materiales de filtración, trapos de limpieza manchados con sustancias peligrosas
– Baterías y filtros
*Avise al personal de marinería para depositar sus residuos peligrosos en el PUNTO LIMPIO habilitado en el Puerto Deportivo, junto a la lavandería, a la salida del parking.

PREVENCIÓN DE VERTIDOS DE AGUAS SUCIAS Y CONTAMINANTES (RESIDUOS MARPOL)

*Diríjase a la oficina con objeto de solicitar depositar sus residuos Marpol

Posibles accidentes:

En caso de derrame de aceite, combustible u otro residuo peligroso, en el mar como en cualquier parte del Puerto, avisar al personal del Puerto, para que éste sea retenido y recogido por medios absorbentes.

BUENAS PRÁCTICAS AMBIENTALES

– Reducir la velocidad de la embarcación y Apagar los motores cuando no se esté navegando.
– Mantener limpio el casco de la embarcación,
– No arrojar nada al mar ni al litoral,
– Revisar regularmente que en los barcos no existan fugas de combustible o aceite.
– Al llegar al puerto utilizar los contenedores de recogida selectiva para depositar los residuos.
– Utilice sólo el agua necesaria y no la malgaste.
– Vigile posibles fugas en el depósito del agua de su embarcación.
– Reduzca el uso de aire acondicionado y calefacción a bordo.

CON LA COLABORACIÓN DE TODOS CONSEGUIREMOS:

– Evitar la contaminación atmosférica y acústica.
– Reducir el consumo de agua, energía y combustible.
– Conservar el entorno y el turismo
– Una mayor calidad de las aguas marítimas, conservando la flora y la fauna.